Biblioteca·Reflexiones

Renovando el equipo fotográfico


Pasado y presente

Como habrán supuesto, el pasado es la cámara de la derecha, mi querida Kodak Easy Share CX7430, y el presente ese armatoste negro avasallador de al lado, que parece estar al acecho para engullirla con el objetivo: mi nueva camara Nikon D3000. Tras varias y enconadas cumbres matrimoniales, y después de hacerme el tonto con la crisis económica, decidí darme este capricho. Después de todo, no he tirado por lo alto, la Nikon D3000 es de gama media, por lo visto perfecta para los iniciados al mundo de las cámaras réflex.

Aunque estoy bastante ilusionado con mi nuevo juguete no dejaré de echar de menos a mi Kodak. Para los tiempos que corren, yo creo que la relación ha sido larga, unos 8 años… e intensa. Desde que la compré nos ha visto casarnos por el rito civil; se vino con nosotros a nuestro viaje de fin de novios a Túnez; ha visto nacer a nuestras dos hijas y las ha fotografiado en innumerables fiestas. En cuanto a caminatas, me ha acompañado a todas las que he subido al blog, y a muchas de las anteriores. Algunas veces me ha fallado, o yo he creído que me ha fallado, pero casi siempre ha capturado para mí las mejores imágenes. Se me cruza ahora la metáfora del cazador de mariposas, pues en ocasiones a eso se asemeja el hacer fotografías, a capturar hermosos y huidizos ejemplares, como hacía uno de mis escritores favoritos: Vladimir Nabokov. De todos modos sigue en manos familiares, pues la ha heredado Laura, que aunque sólo tenga casi 7 años tiene muy buena mano para la fotografía, pero ya saben, un niño… no sé cuántas mariposas más será capaz de cazar mi Kodak.

Mi pequeña Kodak

Ahora le toca el turno a este depredador que me tiene fascinado, y al que estoy empezando sólo a conocer. La Nikon no caza mariposas, que va, esta es un puma negro al que le va la caza mayor. Vayan pues maquillándose florecillas del campo, y poniéndose su mejor traje árboles del bosque. Además, y gracias a esa zarpa que es el objetivo 55-200, ya no se me escapan diversos pajarracos que hasta ahora sólo eran meras manchas el cielo, y subiré antes de tiempo a cimas o lajas  por obra y gracia de la óptica.

Una única pega dirigida a mis coleguitas dcaminantes. Con la cazamariposas Kodak sólía hacer de media unas 80 ó 90 fotografías en cada caminata; ahora con el puma Nikon puedo hacer hasta 520 fotografías con buena calidad… 🙂

La pedazo de Nikon

12 comentarios sobre “Renovando el equipo fotográfico

  1. Quilloooooooooooo enhorabuena!!!!
    Pedazo de cámara.
    Te vas a tener que buscar una mochila para la cámara!!!!
    saludos

    1. Ya la tengo 😉 …una funda, que entre esta, la mochila, el bastón, al final vamos a tener que contratar porteadores o mangarle un Caddy a un golfista de Sotogrande por ejemplo.

  2. Qué buena adquisición!!!
    Esta no te cabe en el bolsillo… pero no creo q vas a querer guardarla en ningún momento en tu afán por capturar la naturaleza a tu alrededor.
    Saludos y enhorabuena.

  3. Ah!!! Y ya verás como te sorprendes con la visión del mundo de una niña de 7 años armada con una cámara fotográfica. Creo q eso es quizás lo mejor de q te hayas comprado la Nikon…

    1. Seguro Lola, tanto es así que ya lleva un tiempo sorprendiéndonos. Como todos los niños, maneja con soltura estos aparatos. Este fin de semana mismo que fuimos a la feria esta de artesanía de Alcalá de los Gazules, los dos haciamos fotos a las mismas cosas practicamente, pues bien… confieso, y es verdad, que muchas de sus fotos son mejores que las mías… 🙂

  4. Buena compra, yo llevo tiempo con la misma idea, mi kodak de nueve añitos ya está para la jubilación, aunque yo seguiré un poco más investigando las posibles propuestas que el mundo reflex-digital ofrece.Ya iremos viendo pues, que el esfuerzo económico fué una buena inversión.

    1. Amigachoooo… Cúanto me acuerdo de esas primeras fotos en B/N que nos hacías a Salvi y a mí. Lo que no recuerdo es qué cámara tenías en esa época. Hay, aunque tú ya lo sabrás, unas cámaras puente entre las compactas y reflex que son muy curiosas por lo visto. Nos vemos pronto Carlos.

  5. Vaya hombre, lo que faltaba. Si ya era un coñazo tener que pararse en medio de las caminatas ochenta veces para hacer fotos, ahora nos amenaza con parar más de quinientas. Cada vez que nos vayamos de pateo tendremos que salir a eso de las dos de la madrugada y volver a casa de noche cerrada. Por cierto, ¿tiene un buen flash? Lo digo porque como la mayoría de las fotos van a ser nocturnas… jajaja.
    Bueno, Seto, que la disfrutes con salud.

    1. si Julio tienes razón, lo que faltaba en las caminatas era una cámara de reporteo gráfico profesional, Je,je,hey

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s