Caminatas·P.N. Los Alcornocales

Quedada intercomarcal en Sierra Momia


      Así, de sopetón, el título de la entrada puede resultar extraño y rebuscado; sin embargo pienso que no lo es tanto, que es descriptivo. Quedada, y no “encuentro”, por ejemplo, que suena como más serio y oficial, porque fue una reunión que nos salió casi sin querer queriendo. ¿Y de quiénes? Pues de unos picaos del campo, más que aficionados a los caminos y senderos, y al menos la mitad, encima intrépidos blogueros. De izquierda a derecha: Miguel Angel, José Manuel Amarillo (blog NSyG), José Manuel Oneto ( blog dRuta), Luis Trexok, Paco Vera ( blog ch´usay), Juan Moncayo, Juan Luis Parodi, y yo.

     Intercomarcal, pues fuimos una buena representación de la provincia de Cádiz; tanto de las dos bahías como de Jerez. Sólo nos faltó alguien de la sierra. Personalmente sólo conocía a José manuel Oneto, y sólo de habernos encontrado una vez “por esos caminos”, aunque mantenemos contacto habitual en nuestros respectivos blog. Es gracioso, pero a algunos de los demás también los conocía pero como el que dice “de vista”, de verlos por la calle, por esa sinuosa y virtual calle que es Internet. Como se podrán imaginar, y al compartir la misma pasión por la naturaleza, la conversación fue muy natural y amena. Le dimos un buen repaso al panorama senderista gaditano. Muy buena gente todos.

     ¿Y dónde queda eso de Sierra Momia, con ese nombre tan egipcio y sugerente? Aquí al lado, y nunca mejor dicho, pues queda más o menos equidistante de las dos Bahías y Jerez. Sierra Momia se encuentra al este de Benalup – Casas Viejas, entre los embalse de Barbate y Celemín. ¿Y de dónde viene eso de Momia? Quieto parao; unas cuantas fotografías más abajo te lo digo.

A la mañana le costó separarse de la madrugada este sábado 3 de marzo. Sobre todo a causa de la niebla que se espesaba alrededor de los embalses de Barbate y del Celemín, y que nos acompañaría en los primeros pasos de la caminata. Las telarañas en los arcenes de la carretera, prendidas de humedad, parecían contribuir a que la niebla no levantara el vuelo.

Intentando darle esquinazo nos adentramos por la Garganta del Cuerno, siguiendo el itinerario marcado por José Manuel Amarillo, Paco vera y Juan Luis Parody, que ya se habían pateado el entorno en anteriores ocasiones. Y el resto, a verlas venir por primera vez, y a disfrutar. El arroyuelo que baja por la garganta es de aguas herrumbrosas. El color rojizo que observas se debe al oxido de hierro que contiene en sus entrañas la roca arenisca de las lajas circundantes. Ese tono ocre y sanguinolento sería el color estrella del día.

No habiamos recorrido ni un kilómetro garganta arriba cuando empezaron a mostrarse las primeras cuevas-abrigos, alineadas cual chaletes acosados a lo largo de una larquísima y espectacular laja. La verdad es que perdí la cuenta de los abrigos en los que entramos ese día. Y aunque el símil de éstos con nuestras modernas y apretadas viviendas pueda sonar a chiste barato, no resulta muy desafortunata la visión de estos antepasados nuestros conviviendo de una forma similiar a la nuestra. Imagínense a las diferentes familias y clanes repartidas en las distintas cuevas.Los niños correteando de acá para allá, y quizás no se pedirían sal o un poquito de café, como buenos vecinos, pero tal vez sí, no sé, un trozo de venado, algo de tuétano, por qué no un ascua encendida al que se le hubiera apagado el fuego…

A medida que ascendiamos la niebla por fin se acabó diluyendo, como una cortina que se descorre. Yo no sé los demás, pero a mí de repente el pelo se me empezó a encrespar, la vista y el olfato se agudizaron, me dieron unas ganas tremendas de cambiar la vestimenta sintética por pieles de animales y de encuevarme allí una buena temporada. Ahora lo entiendo, definitivamente la niebla nos había transportado al Paleolítico Superior, a miles de años atrás.

¿Y a qué me hubiera dedicado esa temporada, a parte de olvidarme de hipotecas, crisis económicas y de toda la filosofía y ética de Sócrates en adelante? Seguramente a pintar, a pintar cosas parecidas a las fotografías de abajo: un venado o corzo (la ejecución de esta pintura es fantástica), huellas dactilares, un pino o tal vez un helecho,etc. Por eso dije antes lo del color ocre como color estrella del día. Si no recuerdo mal, sólo en dos o tres abrigos visualizamos pinturas rupestres, pero en todos nos dejamos los ojos tratando de diferenciar trazos artificiales de las manchas rojizas propias de la arenisca cuando en algunos sitios se concentra más el óxido de hierro.

Por desgracia, y es algo que suele suceder en otros yacimientos, hay que lamentar salvajismos como el que les muestro abajo. En el año 1965 a un mamaracho se le ocurrió hacer la gracia de retratarse en la cueva. Se comprenderá entonces que en ocasiones, y ésta es una de ellas, se opte al final por no especificar la forma de acceder a estos lugares que no están controlados ni protegidos debidamente.

En fin, sigamos nuestro paseo por el Paleolítico. Como si se tratara de uno de esos cementerios de los pueblos andaluces situados en la parte más alta de la población, tal es el caso por ejemplo de Jimena de la Frontera, nuestros ancestros eligieron la zona más elevada de la laja para erigir su camposanto. Ahora sí toca la explicación del significado de Sierra Momia. Observen la fotografía y juzguen si tienen forma o no de momia. Este se cree que es el origen de este misterioso y sugerente toponímico, las tumbas antropomorfas que en gran número se encuentran en esos montes.

De todos modos, aún no está nada claro si estas tumbas antropomorfas son obra de los mismos que habitaban los abrigos de abajo. Los entendidos en la materia no se ponen de acuerdo en otorgarle una ascendencia “prehistórica” de miles de años o ubicarlas temporalmente incluso en época de ocupación romana. Ciertamente no es sencillo el asunto; por lo visto, la falta de restos oseos y el desconocimiento del ritual funerario que se llevaba a cabo dificulta la datación. ¿Eran tumbas destinadas a la momificación? ¿Como en las culturas celtas, eran lugares en lo que se ofrendaban los cuerpos a los buitres?

Y ahora, para despejarnos un poco la cabeza de tantas cuevas y tumbas y nos dé un poco el aire, algunas panorámicas. En esta primera se intuye el embalse de Barbate, Alcalá de los Gazules, y la Sierra del Aljibe: el Picacho, el Aljibe y el Montero. Las cumbres del P.N. de los Alcornocales, con 1.092 metros.

Benalup, o Casas Viejas, como era conocida esta población hasta no hace mucho.

El embalse del Celemín, y al fondo creo que la Sierra de Retín, por la parte de Véjer y demás.

Una vez que exploramos ese área, nos dirigimos a la otra vertiente de la Garganta del cuerno. Para ello, y cuando podíamos, utilizábamos otras lajas para andar con más comodidad y rapidez. No haciamos otra cosa que imitar el buen sentido de los animales; en una de estas grandes lajas hasta se observaba claramente un senderillo grabado en la roca pezuña a pezuña a lo largo de los siglos.

En esta ladera yo pienso que se levantó en esos tiempos de la “edad de piedra” un tipo de urbanización, cómo lo diría…. más exclusiva y menos poblada. Sospecho que ya por esa lejana época ya se empezó a marcar la distancias entre clases y clanes. La cueva-abrigo de abajo lo dice todo: el amplio porche, la columna con su ventanal, el jardín o el campito de golf justo enfrente…

Esta cuevecilla que estaba al lado debía ser sin duda la del servicio…. fíjense en el detalle de los boquetes a modo de escalerilla.

Y otra vez en el camino, digo en la laja… en busca de nuevos territorios. Mirando ahora las fotografías y repensando la excursión ¿quién me niega a mí que no nos asemejábamos a un clan de homo sapiens senderiensis… eh?

Este abrigo-cueva fue creo que el penúltimo que visitamos y obviamente nos dejó boquiabiertos, por sus dimensiones y sobre todo por el arco, en un precario estado de equilibrio. Quiera el destino, la erosión y las leyes de la física que dure mucho tiempo más.

Antes de finalizar la caminata nos topamos con unas cuantas bellas flores e insectos. Los compañeros Paco Vera y José Manuel Amarillo, que se ve que son unos máquinas en esto, no dejaron escaparse a ninguno con sus cámaras. Desde la más mínima flor hasta el abejorro más imposible de fotografiar. Es un placer caminar con gente con esa pasión ¡Y lo que se aprende!

Yo, aprendiz que es uno en estas lides de la botánica y la entomología, también hice mis pinillos, no crean, pero bueno, con unos resultados no muy… muy… completos. Véase si no:

La flor de abajo es obviamente lila titando a púrpura, tiene pétalos muy curiosos la verdad, y todavía no sé dónde consultar si es una centaurea o un cardo borriquero mal fotografiado 🙂 🙂

Oh, y el bichito este de abajo tan guapetón. Me dijeron el nombre y yo creo que a los dos minutos se me olvidó. Algo así como Longicorne, dado que sus cuernos o antenas en ocasiones son más prominentes y largos que su cuerpo. Para qué marear más la perdiz y al bichillo este, os pongo directamente el estupendo enlace de Paco Vera, que nos lo explica debidamente: AGAPANTHIA VILLOSOVIRIDESCENS

Dejo para el final, un hallazgo que realizamos y que revolucionará sin duda la entomología. Se trata de una cucaracha, a la que hemos bautizado como Cibercucaracha Momiensis (En honor a la sierra donde la encontramos) Sospechamos que es una especie invasora procedente con toda seguridad de China. Tal se tratara de un presagio o anuncio del predominio económico-social chino en el futuro, esta cucaracha del lejano oriente ya se ha apuntado a ese futuro y ha desarrollado una especie de placa solar con la que por ahora sólo consigue vibrar y poco más, pero ya, ya aprenderá y se adaptará al medio, y por desgracia acabará desplazando a nuestras cucarachas autóctonas.

Y aquí acaba esta primera caminata con otros blogueros y senderistas de nuestra bella provincia, a los cuales les emplazo y animo a que sólo sea la primera. Va por ellos:

“Chistera chistera, la caminata está fuera”

Y si por si acaso no se han cansado de cuevas, les animo a hacer la misma caminata pero con la mirada de otros dos homo senderiensis que fuimos ese día de ruta:

16 comentarios sobre “Quedada intercomarcal en Sierra Momia

    1. Hola Carlos,
      Ya ves, la historia salió así casi de improviso. Aunque de todos modos no estaría mal una “quedada” así de blogueros senderistas…. saludos.

  1. Juanma, le pones un toque “especial” a tu relato. Muy bonito.
    Fue un buen día de senderos. No se podía pedir más( cuevas, pinturas, tumbas, paisajes,… y buena compañía). Espero volver a encontrarnos por trochas y senderos de nuestra provincia.
    Saludos

    1. Gracias Paco, ya sabes que los de Algeciras somos muy “especiales” :). Es cierto, fue un magnífico día. Por cierto, me está rondando la idea de “bichear” un poco por la zona esta del Arroyo del Salado ¿Te acuerda de que se habló de la posibilidad de hacerla? El caso es que me comentan que desde hace unos tres años el asunto de entrar en esa zona está más complicado ¿Sabes tú si esto es verdad? Venga, saludos y a ver si hacemos algo antes de que aprieten las calores.

      1. Lo del Salado te diré que hace menos de dos años estuve por allí. Y no hubo problemas. Llegamos desde Marchenilla hasta la cascada, es fácil.
        Hay otra opción un poco más complicada (Subir por la Pasada de Alcalá en Jimena, por la carretera de Las Limas en coche. Hasta una finca denominada El Cochino. Desde allí, por una pista se llega hasta un bonito cañón.

        Aquí te dejo dos entradas del lugar, la de wordpress es más antigua ( las fotos son con cámara analógica

        http://chusay.blogspot.com.es/2010/05/dia-de-la-biodiversidad-chorreras-del.html
        http://vera49.wordpress.com/2008/12/23/la-charca-de-salao/

  2. Buenas fotos y buen relaro Juanma. Creo que utilizaré lo de Homo sapiens senderiensis. Muy bueno.

    1. Gracias José Manuel. Y sí, jajaja si puedes cuélalo en alguna entrada, pues no somos otra cosa. Yo lo meto cada vez que puedo. Venga, un saludo, y lo que le he dicho a Paco vera, que estaría bien organizar algo antes de que venga el verano, yo me apunto…

      1. Está bien esto de quedar de vez en cuando para intercambiar impresiones y rutas. Además parece que hay mas interesados para ampliar la quedada. Se me ocurre que podríamos institucionalizar el encuentro con una ruta de blogueros por cada estación, menos verano. Serían tres al año (primavera, otoño e invierno). Un buen nombre sería: “Quedada de Homos bloguerus senderiensis – primavera 2012” y así sucesivamente. La próxima podría ser el sábado 14 o 21 de abril, y así da tiempo de que se enteren mas amigos blogueros de la provincia. ¿que te parece? y ¿que os parece?

        1. Me parece bien, pero no poner una fecha muy temprana (Estoy renqueando de una pierna)

        2. Buenas a todos, y perdonad por no responder antes, es que he tenido un fin de semana muy movido en todos los aspectos.

          Pienso que esta idea de quedar de vez en cuando, y de ampliarla a otros blogueros y demás, puede quedar muy interesante. Yo que soy más bien de natural negativo le veo sobre todo ventajas: compartir, aprender, conocer sitios nuevos… En cuanto a las desventajas, pocas, y pienso que de índole técnica más bien: Las fechas, ¿invitar sólo a blogueros? en fin, minucias que se solucionan en un santiamen….

          He pensado que para coordinarnos un poco podríamos crear una página en Facebook. Para poner en ella las fechas de quedada, consejos, fotografías, enlaces a nuestros blogs, rifas de jamones quechua en fin todo lo que se nos ocurra, etc… No entiendo mucho del tema, pero una vez que alguien crea una página puede nombrar a otras personas como administradores de esa página, con las mismas opciones, y así el tema se pordría llevar entre unos cuantos. No sé qué pensaréis o si se oscurre otra cosa. Sería algo así como una plataforma. En cuanto al nombre yo por supuesto apuesto por este que ha ido saliendo poco a poco: HOMO BLOGUERUS SENDERIENSIS subps. GADITADUS. Lo de Gaditano por si en otra provincia nos roban la idea 🙂

          Para la primera fecha a mí me vendría mejor el 21 de abril, y a partir de ahí cualquiera, pues el 15 hay una marcha de “trekking” en Sierra Carbonera a la que estoy apuntado.

          Os mando este mismo texto a vuestros correos, por si acaso no lo leeis aquí. Si os parece buena idea lo de la página de FB y si quereis yo mismo la creo y luego nos vamos nombrando administradores unos a otros, para tener los mismos privilegios en la página. Una vez ahí pienso que será más fácil planificar algo y decidir el primer sitio. Ahora mismo me pongo a ver los enlaces que envía Paco vera sobre el Salado, que muy bienpodría ser una opción.

          Bueno Homo bloguerus senderiensis de la provincia de Cai, lo dicho nos vemos y un saludo.

  3. Bueno gente, esto parace que puede cuajar. La idea del FB es fenomenal. Creo que lo suyo sería crear un grupo abierto donde empezaríamos los que ya estamos hablando del tema e iríamos añadiendo/invitando a mas amigos blogueros de la especie H.G.S. subsp. G.
    Os mando este comentario a los correos particulares.

  4. Hola amigos estoy muy interesado en vuestro blog y sobre todo vuestras rutas, me gustaria que contasen conmigo para su siguiente salida.
    Gracias, un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s